Los colombianos siguen siendo poco amigos de las tarjetas

Estudio de Tecnocom dice que el país es de los de menor intensidad de pagos con plásticos en la región.

Visa

Colombia es el país que reporta menor frecuencia en la utilización de tarjetas.

Foto:123rf

Finanzas
POR:
Portafolio
abril 19 de 2017 - 09:50 p.m.
2017-04-19

En línea con la alta preferencia por el uso del efectivo en Colombia para realizar pagos, el país de los que reporta menor frecuencia en la utilización de tarjetas, en particular de crédito.

Lea: (Adiós al dinero en efectivo). 

De hecho, un estudio realizado por la firma Tecnocom sobre tendencias en medios de pago señala que, en el último año, la intensidad de uso cayó a 12 transacciones por año. Esto, mientras que en países como Brasil, supera las 25, a pesar del incremento sostenido en la emisión de tarjetas y en el monto de las operaciones.

Lea: (Los pagos con tarjetas sin contacto aumentaron 600% en el último año). 

Ahora, si se mira el uso del dinero plástico para pagos, sin diferenciar débito o crédito, Colombia y República Dominicana son los países con las más bajas tasas de utilización semanal.

Es más, el informe confirma la tendencia difundida en el país de usar la tarjeta como medio para obtener efectivo, pues dos tercios de los usuarios usa la tarjeta débito para hacer retiros varias veces por semana.

Lea: (Los pagos con dinero plástico crecieron en el primer trimestre). 

A esto, añade que uno de cada tres personas que están bancarizadas hace todos sus pagos cotidianos con efectivo y solo una de cada diez usa mayoritariamente la tarjeta.
Parte de la explicación tiene que ver con que a pesar de los esfuerzos, el país aún tiene una baja aceptación de tarjetas en comparación con sus pares de la región.

Esto, si se tiene en cuenta que tiene 6.787 datáfonos por cada millón de habitantes, sumándose a México y República Dominicana, en el grupo con menos de 10.000, mientras que en los demás supera las 15.000 terminales.

Por otra parte, Colombia fue desplazada por Perú en el liderazgo de la penetración de los corresponsales bancarios.